Lo más leido

Autor: Ignaudito miércoles, 7 de diciembre de 2011

Un nuevo día amanece en Skägard. Todos en el pueblo visten sus mejores galas, esa mañana tendrá lugar La Thing, en la que se elegirá al nuevo Jarl. Despues se despedirán del antiguo Jarl durante su funeral.
 La völva está inquieta, las tabas no le cuentan nada. Cada vez que las interroga, solo ve frío y nieve.
¿Habrán logrado convencer a la bruja del hielo?
 Gudrum decide acercarse a la llanura de la Thing , que pronto comenzará, para salir de dudas. En lo mas alto del montículo de la Thing se esta construyendo una pira a la que lentamente se acerca el estrafalario Vesper con su destartalada carreta. Un par de hombres trasladan el cadáver del Jarl hasta lo alto de la pira. Gudrum busca en derredor a sus enviados
¿ será posible que lo hayan logrado, o tal vez ni si quiera hayan partido?.
El pueblo comienza a abarrotar la llanura, pronto tendrá lugar la asamblea. Poco a poco llegan los hirdmen, escoltan a Alexander y sus testigos. Tiene lugar la Thing, donde se va asegurando en el puesto de Jarl el barbilampiño Alexander. El bersekr, la skalda y el espía son los testigos de Alexander.
¿ Es que se han vuelto todos locos, no ven que el  Alexander solo traerá el caos al pueblo?
Stellan reanimado vistiendo sus mejores galas
De repente los testigos de Alexander lo interrumpen, se dirigen a la multitud atrayendo su atención. Piden al difunto Jarl que identifique a su asesino. Alexander confiado echa un vistazo a los cadáveres de los bersekrs Raumios, pero para su sorpresa el Jarl es liberado de sus mortajas por el aprendiz de Thurl.
Gudrum sonríe, ¿como había podido dudar de sus tabas?
Para sorpresa de todos  el difunto Jarl cobra vida y señala a su hijo, que cae de rodillas aterrado mientras el Jarl no-muerto se acerca lentamente sin dejar de señalarlo.
Los hombres de Alexander tratan de detener al no-muerto, pero La skalda, el espía y el berserkr acaban rápidamente con ellos. Stellan estrangula a su hijo hasta dejarlo inconsciente, tras lo cual lo arrastra hasta la pira, donde el aprendiz de Thurl les prende fuego.
Entre los gritos de agonía de Alexander se elige a un nuevo Jarl. Asombrosamente La voz cantante la lleva Sigfrid Svendottir, la aprendiz de Skaldo.
 La völva saca las tabas y las arroja sobre la la explanada de la Thing. ¿quien sabe a donde les llevará este nuevo cambio?


1 comentario... ¡participa!

  1. Tundra se marcha de la aldea, no concibe recibir órdenes de una mujer y menos de aquella que ha probado a medio pueblo. Confía en que los dioses guien a su padre y el resto de su familia...

    ResponderEliminar

- Copyright © El Cuartito de los Roles - - Powered by Blogger - Designed by Johanes Djogan - Adapted by Marina Montes