Lo más leido

Autor: Paet martes, 28 de abril de 2015



Hace bien poco fue el aniversario de la muerte de Albert Einstein, aparte de evidentemente muchísimas otras cosas (y mucho más importantes) a mí siempre se me viene a la mente la frase de “No entiendes realmente algo hasta que eres capaz de explicárselo a tu abuela”, pues bien, ¿Realmente seríamos capaces de explicarle a nuestras abuelas qué es el rol?, por un lado tenemos a una persona mayor, normalmente criada en la postguerra  o incluso en la guerra civil según nuestra edad (o en pleno cuéntame si eres muy joven ya que estamos) que el concepto de ocio es algo que no tienen totalmente asimilado (siempre hay excepciones por supuesto), además es nuestra abuela con lo que somos su nieto y por lo tanto un niño aunque peinemos canas, ¿Cómo explicarle que jugamos con la imaginación, que nos metemos en una historia de la que sólo existen guías generales y que vamos construyendo de forma conjunta con nuestros compañeros?, ¿Cómo explicamos en palabras que podemos hacer lo que queramos y qué el resultado de la acción varía en función del mundo donde estamos jugando que lo mismo permite volar, invocar dragones  o puede que incluso sea exactamente igual que en el que vivimos?, ¿Cómo explicarle porqué nos gustan tanto?, pues bien, está sería mi explicación:

Empezaría con mi abuela preguntando que si ya no estoy estudiando que hago con ese libro tan gordo y con una libreta en la que estoy escribiendo, le diría que es para mi próxima partida de rol y ante su reacción de desconocimiento le diría lo siguiente

Abuela, yo como sabes cuándo quedo con mis amigos, además de otras cosas, jugamos al rol, es un juego como el parchís o el cinquillo, pero a la vez es mucho más, para empezar como en esos juegos en los que te digo es imprescindible jugar con más personas pero en este lo que importa no es ganar, de hecho en este juego no se gana. Sí sí ya sé que parece raro pero lo importante no es el final sino el desarrollo, pero me estoy adelantando, vamos a ir por parte, este juego es de imaginación, ¿recuerdas cuando escuchabas en la radio esas novelas o historias?, pues es parecido, sólo con palabras y algunos sonidos vamos a ser parte de una historia, usaremos eso como base para meternos en ese mundo.

Al igual que en la radio los mundos pueden ser muchos, puede ser en este mismo, ponernos es un planeta lejano o ir sobre magia y dragones, cualquier cosa es posible porque la imaginación no tiene límites, con el mundo tenemos que tener alguien que lo maneje este sería como el locutor de la radio, es el encargado de narrarnos lo que está pasando y meternos en ese mundo, en el rol esa es la figura del director de juego (jamás intentéis decir Dungeon Master a vuestras abuelas si no queréis repetir esa palabra varias veces mientras ella intenta decirla cambia los sonidos: danjion muster, danjenon mester y así), bien abuela ya tenemos el mundo y quién nos guía pero ahora llegan las diferencias, al contrario que con la radionovela en el rol podemos interactuar con este mundo, nosotros podemos hacer acciones sobre el usando nuestro personaje en ese mundo que lo creamos y que como todo el mundo será bueno para algunas cosas y menos bueno para otras, para saber qué podemos hacer o qué no tenemos una reglas que las llamamos sistema de juego, las reglas lo que nos dicen es como hacer las cosas, podemos hacer lo que queramos pero las reglas nos dirán como hacerlo, ¿cómo sabemos si algo lo podemos hacer?, pues normalmente tiramos un dado, ¿Por qué?, pues porque no puede salir todo a la primera imagina que aburrido si todo el mundo en el parchis decide sacar un cinco porque lo dice sería muy aburrido, así con ese dado y el cómo es nuestro personaje sabemos si lo que intentamos sale o no.

Resumiendo abuela tenemos por un lado el mundo donde jugamos que nos lo va contando el director de juego,  con nuestro personaje vamos haciendo cosas sobre el mundo y esas cosas que queremos hacer (saltar, montar a caballo, luchar con una espada) las intentamos hacer y tirando un dado vemos si podemos hacerla, como ves es divertido porque es una película interactiva, podemos meternos en una película del oeste y escribir nuestra propia historia mientras jugamos, podemos ser secuaces de Robin Hood e ir por el bosque robando para los pobres, podemos hacer lo que queramos en el mundo que más nos guste, como ves nosotros elegimos el mundo y lo compartimos con nuestros amigos, es como ver tu película favorita e irla construyendo entre todos.

Desgraciadamente no pude explicárselo a mi abuela porque no jugaba demasiado al rol cuando ella dejó de estar entre nosotros, si no creo que se lo hubiera explicado así, por ello desde aquí os animo a compartir este genial afición con vuestro entorno, no necesitamos hacerles jugar simplemente que entiendan que es y que vean al rol por lo que realmente es y no de forma sesgada a través de opiniones malinformadas.

¿Y vosotros como lo explicaríais?, ¿Qué les diríais para hacerles ver porque es tan gratificante y divertido jugar una partida de rol?

2 comentarios... ¡participa!

  1. Mi abuela me diría: "Hijo, yo ya soy muy mayor para estas cosas y tengo la mente cerrada, así que no lo voy a entender".

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jejejejejeje, es la respuesta más probable, siendo realistas la mía haría lo mismo, ¿Pero imagina que al menos una abuela coge el concepto y se pone a jugar?, sería espectacular ver a tu abuela decir "Critico!, comete esa dragón!"

      Eliminar

- Copyright © El Cuartito de los Roles - - Powered by Blogger - Designed by Johanes Djogan - Adapted by Marina Montes